Tipea lo que deseas buscar y luego pulsa Enter:

Rumbo a una Educación Verde

Por: Mauro Rey  |  Jueves 31 de Diciembre de 2020

En las últimas semanas se presentó un proyecto de Ley en Argentina que busca configurar los lineamientos sobre una Educación Ambiental cuya idea es incorporar prácticas que reduzcan el daño existente.
 



Durante los últimos años se expuso como la explotación y depredación de los recursos naturales generaron catástrofes naturales con implicancias socio-ambientales enormes. Al mismo tiempo, las voces de organizaciones referidas al tema empezaron a sonar más fuerte para exponer la necesidad de un cambio de paradigma en el actual modelo de desarrollo y consumo. 

Mientras tanto, en Europa desde 1972, tras la Conferencia Internacional sobre Medio Ambiente de Estocolmo, se comenzó a hablar de “Educación Ambiental” con la necesidad de crear acciones en pos de un conocimiento de técnicas que reduzcan el impacto medioambiental que se estaba produciendo. En la actualidad los países miembros de la Unión Europea trabajan fomentando la formación disciplinar o interdisciplinar en alguno de los tres niveles del sistema educativo.

En este contexto es importante que el pasado 31 de octubre, se haya presentado en el Congreso Nacional de la República Argentina una Ley de Educación Ambiental por parte del Poder Ejecutivo. La búsqueda está dada por concretar un marco de acción legal e integral que otorgue herramientas desde la escolaridad para propiciar el uso sostenible de los recursos naturales. La creación de la misma fue producto del trabajo conjunto entre los Ministerios de Ambiente y Desarrollo Sostenible y de Educación, en consenso con las provincias mediante el Consejo Federal de Medio Ambiente (COFEMA)

Planificar la Educación Ambiental


Siendo un campo de intervención político pedagógico, la Educación Ambiental impulsa procesos, conocimientos, saberes, valores y prácticas ambientales en un ejercicio para un ambiente sano, diverso y digno. El objetivo de la Ley de Educación Ambiental es establecer los presupuestos mínimos para implementar una Estrategia Nacional de Educación Ambiental (ENEA) que promocione y concientice sobre la responsabilidad ambiental de los ciudadanos.

La ENEA apunta a construir visiones críticas y diversas con respecto a la relación que la sociedad establece con su entorno natural, y lograr desarrollar, tanto individual como colectivamente,  capacidades y conductas de participación y responsabilidad para resolver conflictos ambientales que alcancen los ámbitos informativos y educativos, escolares y no escolares, de y para todas las edades, grupos y sectores sociales.

Existe una necesidad de construir una mirada global del presente hacia el futuro para vivir en armonía y alejarse de la posición dominante que genera problemas socio-ambientales. Es por ello que los contenidos estarán basados en respetar y valorar la biodiversidad en relación a la calidad de vida que pretendemos, el buen uso de recursos renovables y no renovables, los principios de igualdad desde el enfoque de género, las consecuencias de la crisis climática, cómo revertir los daños, cuáles son las opciones de adaptabilidad, y cuál es la perspectiva tecnológica que posibilita un futuro sustentable a partir de la capacidad de proveer soluciones. 

La políticas públicas que parten desde la creación de esta Ley, no están destinadas solamente al ámbito educativo, sino que se extenderán a los ámbitos de la Administración Pública Nacional, Provincial y Municipal mediante agentes de las agencias estatales descentralizadas,  y a los medios de comunicación en la búsqueda de generar una agenda de información ambiental que respete los contenidos de la Estrategia Nacional de Educación Ambiental.

Pluralidad en la participación


Así mismo, la formulación de las políticas en el ámbito ambiental estará a cargo de un organismo autónomo y autárquico que se encargará de los lineamientos del ENEA, y la creación de un Consejo para la Educación Ambiental Nacional (CEAN) es una de las propuestas más interesante ya que estará articulado entre representantes de la sociedad civil y de diferentes Ministerios, Consejos Federales, comisiones del Poder Legislativo y de Parques Nacional de la República Argentina.

La apertura en la participación de los lineamientos posibilita una discusión transversal de la planificación en un camino que encare con responsabilidad ciudadana el cuidado y protección del medioambiente. Para cambiar las prácticas de una sociedad cada vez más caótica es necesario que la educación mantenga el rol de transformar e inculcar la responsabilidad y el cuidado del medio ambiente a las diferentes generaciones en búsqueda de un futuro próspero.
 

Otras notas de esta sección

Formulario de contacto:

(*) Campos requeridos

Iniciar sesión:



Crear cuenta

Crear cuenta:

(*) Campos requeridos

Ir arriba